domingo, 25 de octubre de 2009

MENU ABUELA MATILDE
En el menú de una comida de la Abuela Matilde-
ASTURIANA DE RANGO Y VALÍA-,
no faltaba el pan de campo, aceitunas, queso de campo y jamón crudo.
ello era una suntuosa picada, porque en exceso no dejaba afuera a ningún paladar.


Era acompañado el menú con buenos vinos de cosechas privadas, en virtud que amigos de la familía poseían viñedos, y tales no eran de faltar a la hora de regar tales y apetitosos festines.




Las carnes asadas como chivito, en este caso traído del campo propio era fresco se sumanba a tal, y realizado por Don Antono Lombardía, hombre de campo, de a caballo y exiguo asador, esposo de la dama
ASTURIANA DE RANGO Y VALÍA-
y mi abuelo!.



Al asado se sumaba la selección previa de verduras cosechadas y recién cortadadas, a las que se agregaba condimento con aceite de oliva, sal, limón y pimienta y deleitarse.




Y para terminar tal se finalizaba con café bien cargado con barras de chocolate.

ANTE TAN BUEN MENÚ,

LES INVITO A LLEVARSE A VUESTROS HOGARES

EL CAFÉ DE LA ABUELA MATILDE

ASTURIANA DE RANGO Y VALÍA!


Y LA TARJETA PARA EL PRÓXIMO EVENTO!

7 comentarios:

Armida Leticia dijo...

En este momento, 5:59p.m. del domingo, me voy a preparar un rico cafecito. Iré a comprar una deliciosa pieza de pan mmmm!!

Saludos desde México.

La Gata Coqueta dijo...

Hablar de un asado y además de cordero es lo más de lo más, regado con buen vino de rioja, mi preferido acompañado de una ensalada mixta a poder ser lechuga italiana.

Y el comienzo hay que no obviarlo una sopita de marisco con tropiezos, como me dicen en casa que la cuchara se quede prendida en el plato...

De postre algo de dulzuras echas en la propia casa y para finalizar un café con compañía de licores...

Y mira por donde yo hoy he almorzado sin darme cuenta contigo en buena compañía, tu lo has comenzado y te he seguido.

A continuación hay que tomarse un descanso para relajarse y seguir la ruta hasta que se termine el día.

Agradezco tu invitación como comensal a esta festividad, por lo cual me siento muy querida al ser recibida como una más de la familia.

Te dejo alegrías e ilusiones para que las deposites al lado de quienes las necesiten.

Un besín.

Shanty dijo...

¡¡¡Que delicia de recetas!!! Por supuesto, me quedo con el café y la tarjetita y ojalá pudiésemos degustarnos esa tacita con una larga y provechosa conversación.

Te quiero mucho amiga.

RosaMaría dijo...

Qué bonito recuerdo compartido! Imagino la gran mesa con todos alrededor disfrutando del suculento menú.
El café una delicia...
Besos.

Juan dijo...

Mmmmm... ¡Qué ricos manjares nos ofreces hoy!

Sería todo un placer degustarlos acompañados de los amigos.

Tal vez algún día podrá ocurrir.

Un abrazo.

Juan Antonio

PIER BIONNIVELLS dijo...

Ains.. que rico!!
Madre!
Ahorita mismo me hago mi café fuertecito! Me has dado antojo del bueno con estas delicias de recetas.
Buen domingo.
Abrazos.

Duarte dijo...

María del Carmen, sin duda, la abuela Matilde tenia buenas manos para las labores de los pucheros y buen gusto par comprar.

Con tus imágenes se podrían pintar bellos bodegones.

Saciado me quedo.

Besos